Reseña: Samurai Shodown, los guerreros legendarios han llegado a la PC Master Race

Desenvaina la katana, pues Samurai Shodown ha llegado a Steam.
Bruno Salazar
La katana está lista para el combate | Imagen: SNK

Samurai Shodown es el nuevo título de la franquicia en casi una década, y para esta nueva reseña hemos tenido la oportunidad de jugar su versión para PC, específicamente la versión que aterrizó en Steam este año.

El camino del samurái

Samurai Shodown es un juego de peleas como ningún otro. Aquí no predomina la ley del combo como en Street Fighter o The King of Fighters. Si quieres triunfar entonces necesitarás la disciplina del samurái y la precisión de un ninja. Los combates son deliciosamente lentos y calculados que impregnan el juego de una peculiar intensidad en cada movimiento.

Este principio se multiplica y ejemplifica en cada rincón del gameplay. Aunque los movimientos que el jugador tiene a su disposición son aparentemente limitados, la ilusión se disuelve cuando descubrimos que el énfasis no está en el encadenamiento ilimitado de ataques, sino en la búsqueda del momento adecuado para atacar.

Imagen: SNK

Por supuesto esto no es extraño a los juegos de peleas, pero es la identidad misma de Samurai Shodown. Su jugabilidad metódica y cuidadosa es tan entretenida como adictiva, y una vez que dominas de memoria los movimientos de tu peleador, estás listo para emprender el honorable camino del guerrero.

Los ataques básicos son relativamente sencillos. Tienes un botón para golpes ligeros, otro para medios y otro para pesados. La patada y el botón de parry tampoco faltan, pero habrá que encontrar la oportunidad perfecta para implementarlos en nuestra partida. Sin duda hay una gran variedad de combinaciones posibles para nuestros ataques, contrataques y opciones de defensa.

Cuestión de dificultad

La precisión en nuestros comandos es de vital importancia para la fluidez de nuestros ataques, y también para que no te “arrinconen” sin oportunidad para defenderte o recuperarte. Sin embargo, noté que Samurai Shodown evita que el jugador se sienta intimidado por las batallas, especialmente por las batallas contra jefes, gracias a su excelente balance entre dificultad y libertad. Esto ocurre en la configuración default de dificultad, apartado sobre el que no tiene miedo de darle el control al jugador.

Imagen: SNK

En lugar de preguntarnos si queremos jugar en fácil, intermedio o difícil, Samurai Shodown opta por un sistema de dificultad un poco más matizado. Desde el menú principal podremos determinar la dificultad de nuestros oponentes en una escala del uno al ocho. En el papel estos números no tienen mucho sentido, pero una vez en el dojo del combate podrás notar los pequeños cambios que introduce cada escala a la jugabilidad.

Se trata de un juego de peleas con una personalidad única que no tiene miedo de sí misma. Su fórmula a la vez intuitiva y oscura vuelve de cada encuentro una mezcla de intensidad y sutil intercambio de señales entre el jugador y su oponente. Mentiría si dijera que, al menos media batalla, la pasarás tratando de leer a tu oponente sin que ninguno logre asestar un golpe.

El samurái solitario

Por supuesto mucho de lo que he dicho hasta ahora solo aplica para los modos de un solo jugador. El modo historia es uno más o menos tradicional como lo hemos visto toda la vida.

Imagen: SNK

Es el período Tenmei en la historia del antiguo Japón. La hambruna, las invasiones y la guerra azotan al país, cuando de pronto surge una nueva amenaza: Shizuka Gozen, poseída y con un vehemente deseo de destruir Japón, aparece para hacer temblar a los luchadores más fuertes. Este segmento es el mismo para todos los jugadores, aunque según utilices un personaje en específico se añadirán detalles de su historia personal.

Dependiendo qué tan conectado te sientas con un personaje en especial, la mejor manera de enterarte de la historia que carga tras él es adentrarse en esta modalidad de juego que puede durar entre 40 y 60 minutos en dificultad default. Cada uno de los 16 jugadores del roster tiene pequeñas diferencias en sus historias, así que para los curiosos del lore hay mucho de donde agarrar.

La escena introductoria de cada personaje incluye unas hermosas ilustraciones al puro estilo del arte clásico japonés, aunque será solo al principio y al final de la partida que podremos ver una de estas. Hubiera sido una gran adición encontrar una o dos cinemáticas con el mismo estilo a lo largo de la campaña, pero solo se trata de un pequeño detalle que habría vuelto la experiencia de un solo jugador un poco más rica.

Hora de entrenar

Imagen: SNK

Otro de los modos de una sola persona que incluye este título es el entrenamiento, prácticamente un estándar en cualquier título de peleas hoy en día. Y claro, incluye todo lo que esperarías de este modo: salud infinita, contrincantes estáticos, y la completa libertad de practicar tus movimientos sin que nadie te moleste. Una opción para cambiar de personaje con mayor facilidad sin tener que volver a la pantalla de inicio hubiera sido una gran adición, pero no es algo que impida sacarle todo el jugo a esta modalidad.

El modo supervivencia te enfrenta a hordas de enemigos, aunque luchado con uno a la vez, en una lucha para ver cuántos puedes vencer antes de caer en batalla. Si lo piensas bien, esta es una variación del entrenamiento, pues al jugarlo descubrirás tus propias técnicas y trucos para acabar con los demás en cuanto antes. Es una gran manera de encontrar tu propio estilo de juego sin la presión de enfrentarte a otros poderosos contrincantes.

Dojo es un modo de pelea que te enfrenta a una serie de peleadores en una sola ronda al estilo de un torneo (aunque “Torneo” es un modo separado que solo te enfrenta una vez a cada jugador del título). En este modo tú eliges, puedes enfrentarte a 10, 50 y hasta 100 enemigos seguidos, pero claro, solo si tu habilidad te permite continuar.

Cooperar o morir

Imagen: SNK

Samurai Shodown trae de regreso el clásico modo cooperativo local para que puedas jugar de dos junto con un amigo o tu pareja. Esta modalidad funciona tal y como debería, y es tan sencilla de adentrarse en ella que cualquiera podría hacerlo. Es cierto que no es el juego con mayor variedad de modos para varios jugadores como lo podría ser Smash, pero sí que cumple su propósito sin mayores inconvenientes.

Donde es más fácil haberla pasado mal es en el multijugador en línea. El juego fue lanzado hace relativamente poco, pero es muy complicado encontrar alguien contra quien enfrentarse. No estamos seguros del origen del problema, pero si intentas jugar una partida es más seguro que solo te topes con un mensaje avisándote que no se puede encontrar otro jugador. De hecho, en mis varios intentos por encontrar una partida solo pude conectarme exitosamente con un jugador.

Imagen: SNK

Es una verdadera lástima, pues aunque el contenido base tiene suficiente para mantenerte entretenido durante varias horas, una vez que has mejorado tus movimientos es prácticamente mandatorio medirte con otros jugadores.

Los samuráis en PC

Para esta reseña tuvimos la oportunidad de probar Samurai Shodown Deluxe Pack, misma que incluye 7 personajes adicionales al roster principal. Los personajes son una gran adición al contenido base, pues significan nuevos movimientos por dominar, y posiblemente el descubrimiento de tu luchador favorito. Además también significan pequeñas adiciones para los modos individuales y cooperativos, pues el modo historia se ve complementado por cada jugador extra, revelando los pormenores de sus campañas.

Imagen: SNK

Es claro que esta versión del juego no es más que un port de consolas, aunque eso no es necesariamente malo. El juego se configura automáticamente a las capacidades de tu sistema, aunque cabe notar que las opciones de configuración gráficas son sumamente limitadas. Fuera de que puedes modificar la resolución, el anti-aliasing, las sombras y el efecto de bloom, no hay mayores opciones.

Samurai Shodown no es un juego demandante, pues logra correr a 60fps incluso en PS4 y Xbox One, pero la falta de más opciones de personalización sin duda es una desventaja para esta versión de PC, sobre todo en caso de que quieras intentar mayores frecuencias de actualización para tener una experiencia más fluida.

La versión de PC de Samurai Shodown es poco exigente con los usuarios, lo que deja en claro las pocas modificaciones que nos permite el juego en comparación de lo que ya podemos encontrar en Xbox o PlayStation.

Requisitos mínimos Samurai Shodown en PC

  • SO: Windows 7
  • Procesador: Intel Core i5
  • GPU: Nvidia GeForce GTX 770 2 GB / AMD Radeon R9 280 3 GB
  • RAM: 8 GB
  • 35 GB de almacenamiento
  • DirectX: 11

Requisitos recomendados Samurai Shodown en PC

  • SO: Windows 10
  • Procesador: Intel Core i7
  • GPU: Nvidia GeForce GTX 1060 6 GB / AMD Radeon RX 480 4 GB
  • RAM: 16 GB
  • 35 GB de almacenamiento
  • DirectX: 11

En suma…

Imagen: SNK

Samurai Shodown es un juego de peleas único, uno de los más originales que puedes jugar hoy en día. Es un título que expone el legado sobre el que está construido, presentándonos batallas tan cardiacas como estratégicas. No obstante las dificultades de conexión para la modalidad en línea en su versión de Steam, así como las pocas opciones de configuración gráfica disponibles, convierten este lanzamiento en una experiencia difícil de recomendar en PC, sin conseguir muchas diferencias importantes en relación al juego de consolas.

***

En PASSWORD revelamos todos los secretos que envuelven la vida de los gamers otakus más exigentes. No te lo pierdas en nuestro canal de YouTube.

ANUNCIO
ANUNCIO